El Año Nuevo no es un simple cambio de número, sumando uno al 2019 para llegar al 2020. En general solemos olvidar que cada 1 de enero celebramos que nuestro planeta Tierra ha finalizado su viaje orbital alrededor del Sol. Y ante semejante acontecimiento, creo que merece la pena detenerse a valorar todo lo que hemos vivido en los últimos 365 días de travesía de nuestro planeta.

Me fascina imaginar que probablemente fuimos testigos de varios momentos importantes en el mismo sitio, pero realmente en lugares distintos. No somos conscientes de que estamos en constante movimiento. Aquellos que dicen no haber viajado en 2019, deberían pensarlo dos veces. ¡Menudo viaje!

Con la entrada del nuevo año también hemos aprendido (o recordado) que la nueva década no empieza hoy. La RAE resolvió la duda el pasado mes de diciembre a través de su perfil en Twitter. Lo explica la Academia en su diccionario panhispánico de dudas (DPD):

En cuanto a las diez décadas de cada siglo, cada una de ellas comienza en un año acabado en 1 y termina en un año acabado en 0; así, la primera década del siglo xx es la que va de 1901 a 1910; la segunda, de 1911 a 1920; la tercera, de 1921 a 1930, etc.

Habrá que esperar por tanto hasta el próximo 1 de enero, el de 2021 para celebrar el cambio de década. Como quizá hubo que esperar para celebrar el cambio de milenio, que no fue el 1 de enero del 2000 sino el del 2001.

De momento tenemos 366 días por delante (este año es bisiesto) para seguir aprendiendo. Y viajando.